EmotivaCPC

El uso de la agenda escolar | EmotivaCPC

La agenda escolar es uno de los materiales habituales en las mochilas de los niños, ya desde la etapa de educación infantil. Lo cierto es, que en edades tempranas, forma parte de la comunicación diaria entre padres y educadores, los niños tienden a ser bastante pasivos en el uso de la misma, puesto que carecen de escritura. Sin embargo, es un objeto intermediario que sí puede formar parte de su responsabilidad en el cuidado de sus objetos personales:

• Encargándose de que vaya en la mochila al salir de casa y al volver del colegio.
• Siendo informados de cuándo hay mensajes escritos para que sea consciente de que es importante entregarla a los padres o al profesor.
• Incluso que conozca los mensajes que se intercambian (tareas, material para llevar, notas que firmar…).

Estos pequeños gestos favorecen la conciencia y responsabilidad en torno a la comunicación entre la familia y escuela, así como fomenta la autonomía, la atención y memoria, puesto que se sienten protagonistas del uso de ese material, como recurso que ayuda a organizarse.

Por otra parte, es importante que la agenda no sea únicamente para obtener información en relación a las necesidades básicas (alimentación, sueño o control de esfínteres), ni para comunicar malos comportamientos…

Es importante que pueda ser un espacio que recoja aspectos positivos del niño, no solamente a nivel curricular… sino que, en un momento dado, pueda recoger alguna anécdota que tenga que ver con aspectos más personales, afectivos y de relación.

Cuando los niños pasan a la Educación Primaria, de repente, son los niños los auténticos protagonistas del uso de estas agendas. Sin embargo, sigue siendo el medio para llamar la atención a las familias sobre aspectos conductuales negativos, siendo pasivos una vez más en este sentido de uso. Para los niños es el espacio en el que deben apuntar deberes y otras tareas, pero a menudo no saben que pueden usarla para organizar esas tareas y tiempos. Algunas cosas a tener en cuenta a la hora de usar la agenda en primaria:

Tener el horario copiado en la agenda, para poder consultarlo en cualquier momento.
• Anotar asignaturas y temas que han aprendido ese día, lo que les permite repasar y resolver dudas en casa.
• Apuntar las páginas de ejercicios y materiales que tengan que preparar y para cuándo hay que entregarlos. Esto último les permite empezar a aprender a gestionar el tiempo.

Si el niño no ha anotado en la agenda las tareas, que son su responsabilidad, los padres no deberían demostrar desconfianza y preguntar en los “grupos de whatsapp”. Este hecho lo que favorece es la dependencia, la irresponsabilidad y la desatención. Lo peor que puede pasar si un niño no lleva los deberes hechos por no haberlos anotado, o no haber traído los libros de texto a casa, es que tenga consecuencias directas que conlleve enfrentarse a esa situación emocional con sus profesores. Esa experiencia que se genera de esa falta, es el aprendizaje necesario para que ellos se sientan responsables y muestren interés por preocuparse por sus tareas.

Los deberes y el estudio no son responsabilidad de los padres, es de los hijos. Ante los fracasos de los niños, los padres tienden a sentirse culpables y juzgados, sin embargo, hacer las tareas por ellos y resolverles los problemas del día a día sólo hace que muestren poco interés y autonomía, que no acepten las consecuencias de sus actos en general.

La ayuda a los hijos debe empezar haciéndoles saber que pueden contar con nosotros, que les escuchamos y podemos ayudarles a resolver dudas… pero primero debemos fomentar que ellos la pidan. Pedir ayuda es uno de los principales derechos asertivos de la persona y es signo de seguridad y autoestima, no lo contrario.

Como padres es más significativo fomentar espaldas fuertes, que desear a los niños mochilas vacías. Aprender a gestionar las obligaciones y conciliarlas con el tiempo de ocio, es tarea primordial en la edad escolar. Encontrar el equilibrio entre ambas, es una cuestión de sentido común de profesores y padres.

 

CAROLINA PÉREZ RUIZ
EMOTIVA CPC

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Suscríbete a nuestra
Newsletter

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies

Pin It on Pinterest

Share This